Burmese o Burmés

La raza de gatos Burmese se caracteriza por ser curiosa e inteligente. Son gatos a los que les gusta estar en compañía de sus amos, y además disfrutan con los niños.

Son una raza sana y fuerte, y con cepillarla de vez en cuando puede ser suficiente.

El Burmese es un gato musculoso y compacto de tamaño medio. Su pelaje, es fino, corto y sedoso, y acepta distintas variedades de color.

burmese.jpg

El gato Burmés o Burmese es un gato de pelo corto, originario de Birmania.

Se trata de un gato muy sociable y cariñoso, de ahí el merecido sobrenombre de “gato de compañía”. Se dice que su personalidad es comparable a la de un perro, ya que le encanta vivir en familia y no le gusta que lo dejen solo mucho tiempo.

Carácter – Convivencia – Comportamiento – Educación:

El Burmés es un gato curioso e inteligente. Posee un carácter encantador; juguetón y comunicativo aunque poco vocalizador. Sin embargo, los cachorros maúllan en forma frecuente y en general son muy vivaces y traviesos, aunque habitualmente se aplacan en pocas semanas.

No le agrada quedarse solo en casa y disfruta mucho de la compañía humana, reclamará su dosis diaria de juegos y mimos. Perfecto para la convivencia con niños y otros animales.

Cuidados y Salud:

El Burmés no necesita una atención demasiado meticulosa, bastaría con cepillarlo de vez en cuando para evitar la acumulación de pelo muerto.

Hasta el momento no se le atribuyen al Burmés afecciones características, la selección natural ha convertido a este gato en una raza muy sana y longeva.

Historia:

En el origen de la raza de gato Burmés se entrelazan la leyenda y la historia, sin poder realmente precisar dónde comienza una y dónde finaliza la otra.

Según la leyenda, ya en manuscritos de los siglos XIV y XV provenientes de Ayutthaya, la antigua capital del reino de Siam (actual Thailandia), puede observarse la representación de gatos que evocan al gato de raza Burmés actual. Por otro lado, en el siglo XVI los templos albergaban junto a los monjes birmanos a gatos marrones semejantes al gato de raza Burmés, llamados "Rajahs" que eran considerados gatos sagrados.

Sin embargo, según la historia en 1930, un médico psiquiatra militar estadounidense, J.C.Thompson, llevó de Birmania a San Francisco una gata de manto color avellana uniforme pero con puntas distales más oscuras llamada Wog Mau. Se trataba probablemente de una mestiza siamesa-Burmés. Thompson la apareó con Tau Mau, un siamés seal point o chocolate point. Uno de los gatitos, marrón oscuro, fue apareado con su madre. Así nacieron dos gatitos unicolores marrones, que fueron los que dieron inico a la creación de la raza de gato Burmés actual.

La CFA (Cat Fanciers´Association) lo reconoció oficialmente en 1936, pero sólo en la variedad cibelina (marrón).

La Segunda Guerra Mundial puso freno a la expansión de la raza Burmés. Recién luego del conflicto la raza de gato Burmés llegó a Gran Bretaña en 1949 y sus ejemplares fueron expuestos por primera vez en Londres en 1952, año en que fue registrada la variedad marrón. El gato de raza Burmés en su variedad azul fue reconocido en 1960.

A principios de los años 70 y después de varios cruces surgieron diversos colores como las variedades chocolate, lila, rojo, crema y carey. En la actualidad la FiFe reconoce dentro de la raza Burmés diez variedades de color, mientras que en EEUU sólo está reconocida la variedad cibelina. Los demás colores son juzgados por separado.

Apariencia General:

El Burmés es un gato mediano; musculoso y compacto, elegante y atlético.

La cabeza es redondeada, de pómulos salientes y mentón pronunciado. Orejas medianas y ojos muy separados y expresivos, vivaces y luminosos y preferiblemente en color dorado. El cuello es corto y con muy poco pelo.

Su pelo es corto, fino y brillante, de textura sedosa. Tiene el pelo muy pegado al cuerpo y casi sin pelusa.

Los colores admitidos son; marrón, azul, chocolate, lila, rojo, crema y tortugas (seal, azul, chocolate, lila). La pigmentación debe ser máxima en los points y atenuada en el vientre.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sin valorar)

Responder