Collie, su relación con los niños y en familia

El Collie es una raza de perro pastor, con un carácter muy equilibrado, inteligente, afectuoso y con mucho deseo de complacer a su dueño.

A pesar de que es un perro de campo se puede adaptar de manera asombrosa a la vida en la ciudad, ya que es muy obediente y no presenta alteraciones a los estímulos externos.

descarga1.jpg

-Relación con la familia

El Collie es un perro que será muy cariñoso y leal a su familia, especialmente con su dueño, al cual intentará complacer con cada gesto y acción que haga. La convivencia entre personas y otros animales es muy buena, dado que es un perro bastante sociable.

En cuanto a la relación con los extraños, se mostrará cauteloso, sobre todo si desconfía de ellos. Por este motivo y porque permanece vigilante en todo momento, el Collie es un excelente perro guardián.

Aunque es un perro de campo, el Collie se adaptará perfectamente a la vida en un apartamento debido a que es un perro poco ladrador y no presenta conductas fuera de lugar en su comportamiento, no obstante, necesitará de espacios amplios por donde pueda moverse libremente y dormir.

Al ser un perro de campo acostumbrado al trabajo, el Collie precisará de mucha actividad física diaria. En cuanto a su alimentación, al ser una raza de perro grande, necesitará de grandes cantidades de comida al día.

-Relación con los niños

Debido a su carácter, la relación del Collie con los niños de la casa será excelente. Es un perro increíblemente paciente que siempre estará dispuesto a compartir las horas de juego con los niños, aunque no por tiempos muy prolongados.

El Collie es idóneo si tenemos niños pequeños en casa, ya que los vigilará y protegerá constantemente de cualquier peligro. Además, al ser un perro poco ladrador, respetará sus momentos de descanso.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sin valorar)
Nuestros patrocinadores nos ayudan a mantener la calidad de esta página

Responder