Concepto de perro (antes y ahora)

Los perros llevan acompañando a los seres humanos desde hace más de 5000 años, y su presencia queda atestiguada tanto por jeroglíficos egipcios, como por pinturas chinas anteriores a nuestra era o por su presencia común en la poesía helénica.

Dentro del mundo romano, por ejemplo, se consideraba como un símbolo de estatus social el contar con un perro guardián.

En los restos de la Villa romana de Pompeya se han encontrado carteles con la inscripción “cave canem”, que significa cuidado con el perro.

labradoodle-83925640.jpg

Durante la Edad Media Europea el perro era considerado tanto como un animal doméstico, especialmente para la alta nobleza que los usaba en sus partidas de caza, como sobre todo un elemento importantísimo en las guerras. Los perros guerreros, dotados con armaduras propias y adiestrados para el ataque, tuvieron mucha importancia en las guerras medievales europeas, y fueron decisivos en la conquista de América. Allí un perro castellano, de nombre Becerrillo, llegó a tener cargo y paga de ballestero.

Precisamente en las civilizaciones precolombinas, concretamente entre los aztecas, los perros eran muy apreciados tanto como animales de compañía como a modo de plato, ya que eran frecuentemente consumidos por esa civilización que tanto necesitaba aportes de proteínas. Eran perros pequeños, diferentes de los gigantescos alanos españoles como Becerrillo.

Durante la Edad Moderna los perros pasan a tener consideración aristocrática en Europa, y son defendidos por la corriente humanista, que considera que tener un comportamiento digno con ellos era sinónimo de sabiduría. Desde ese momento los perros han sido considerados en Europa como animales de compañía y apenas se han utilizado para la guerra o para el consumo, aunque han existido excepciones. 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sin valorar)
Quizas también te interese
Nuestros patrocinadores nos ayudan a mantener la calidad de esta página

Responder