Consejos de Alimentación para Carolinas o Ninfas

Las carolinas subsisten con una dieta totalmente espartana y a menudo se ven obligadas  a seguirla en su hábitat natural. Sin embargo, incluso una dieta básica ha de ser equilibrada y contener todos los ingredientes esenciales. 

Carolinas - Consejos Alimentación.JPG

 

Al igual que ocurre con muchos pájaros australianos, las carolinas son estacionales por lo que se refiere a su alimentación y ello en el sentido de que su dieta varía de acuerdo con la época del año y el lugar en que se encuentran.

La dieta de la carolina silvestre no puede ser reproducida en cautividad. Debe ofrecérsele una amplia variedad de semillas y plantas que se asemejen lo más posible a lo que encontraría en el ámbito silvestre.

Procede recordar que se trata de pájaros nómadas. En cautividad, el objeto es estimular la situación natural de modo que durante la época que no es de cría los pájaros reciban alimentos que produzcan energía pero no se traduzcan en exceso de peso y en la de cría  más comida proteínica para que resulte posible un crecimiento vigoroso de los polluelos. Evidentemente no podemos proporcionar a nuestros pájaros las mismas semillas y plantas que encontrarían en Australia, pero si facilitarles las alternativas que cuenten con iguales ingredientes básicos. Antes, sin embargo, de proceder a considerar la comida requerida, examinemos aspectos más generales y los diversos alimentos disponibles.

Es importante que a las carolinas sólo les ofrezcamos semillas y verduras de buena calidad. Las semillas deben ser limpias y libres de  polvo o cualquier indicio de contaminación. También, es necesario que sea sana y no contenga únicamente cáscaras  y escasa cantidad de grano.

Se prefiere un proveedor que venda mucho  ya que estará recibiendo nuevos envíos de forma continuada.

Extremo importante a recordar es que no compensa tratar de pagar lo menos posible en la adquisición de alimentos, ya que nuestros pájaros reflejarán de modo directo la calidad del menú. Por tanto, a  partir del instante en que estemos convencidos de que nuestro proveedor sólo vende semillas de calidad superior, acudamos siempre a él para efectuar las compras. No cambiemos simplemente por conseguir un pequeño ahorro en otro punto.

Siempre es bueno acompañar las dietas de la carolina con alguna golosina, no obstante no hay que abusar de estas pues tampoco es bueno que diariamente las coman.

Volar es muy divertido, pero a las inteligentes carolinas también les gusta emplear la cabeza. Los juegos estimulan la salud psíquica de estos pájaros y las ocupaciones variadas les evitan el aburrimiento. Si les ofrece una golosina como recompensa, se esforzarán al máximo.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, media: 5,00 de 5)
Nuestros patrocinadores nos ayudan a mantener la calidad de esta página

Responder