Gatos obesos y sedentarios

La obesidad en los gatos es un problema que afecta a más del 20% de la población. Debemos ser muy conscientes que la obesidad afecta a la salud de los gatos y un gato obeso puede tener muchos problemas de salud.

25712046982d8217b047z.jpg

¿Cuáles son los motivos de la obesidad en los gatos?

El principal problema es el exceso de comida. La mayoría de nuestros gatos consumen comida seca, y solemos llenarles el plato para que la coman cada vez que tengan hambre. Eso hace que se acostumbren a comer más cantidad de la necesaria, y la energía adicional no la gastan porqué, en general, los gatos domésticos suelen hacer poco ejercicio.

Si juntamos este exceso de comida con la falta de ejercicio, el resultado suele ser un gato obeso. El peso óptimo depende de la raza del gato, de modo que es aconsejable acudir al veterinario si vemos indicios de obesidad.

Diagnosticar correctamente la obesidad, solo puede hacerlo el veterinario, pero hay unas cuantas pistas que nos pueden ayudar a detectar el problema. No todos los gatos tienen que tener una figura estilizada, esto depende de la raza, pero sí que debe poderse ver su cintura. Si miramos a nuestro gato desde arriba y no podemos apreciar la curva de la cintura, probablemente tengamos un gato obeso. Otro indicativo son las costillas. Si las tocamos, tenemos que notar el hueso fácilmente, y no una capa de grasa recubriéndolas.

La solución pasa por hacer dieta. Las comidas secas contienen más carbohidratos que proteínas, cosa que contribuye a la obesidad. Nuestro veterinario nos aconsejará sobre la mejor solución para cada raza de gato, pero en cualquier caso, no deberíamos dejarle el plato lleno de comida si nuestro gato tiende a coger demasiado peso. También es aconsejable aumentar el ejercicio, ya que le mantendrá más saludable a la vez que evitará que acumule tanta grasa.

Hay que ser constantes con la prevención, ya que un gato obeso tiene más probabilidades de padecer enfermedades graves como diabetes, lipidosis hepática, problemas de corazón y artritis.

La obesidad muchas veces afecta a la condición física y acaba desgastando cartílagos y articulaciones, si esto pasa tenemos que ayudarle a perder peso mientras lo protegemos de lesiones a los cartílagos con algún condoprotector, como Condrovet para que no se vea afectado.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sin valorar)
Nuestros patrocinadores nos ayudan a mantener la calidad de esta página

Responder