La convivencia entre perros y gatos es posible

Lo ideal para conseguir una convivencia perfecta y sin demasiados problemas es que los dos animales se criaran juntos, así se verían como un igual y ninguno invadiría el territorio del otro. 

cachorroscesta.jpg

Si esto no es posible y se introduce a uno de ellos cuando el otro ya lleva un tiempo conviviendo con la familia, el rechazo provendrá del más veterano ya que verá al nuevo miembro como una amenaza a su territorio. La territorialidad es el punto a tener en cuenta, de manera que al principio deberíamos juntar a los dos animales en el mismo espacio SIEMPRE bajo nuestra vigilancia y jugar con los dos, haciendo entender al más veterano que sigue siendo querido por la familia de la misma manera que hasta ese momento. Es importante dejar claro el espacio de cada uno y si son sociables ellos mismos se buscaran y uno invitará al otro a ocupar su territorio sin problemas, incluso podrán jugar juntos en el mismo espacioLo ideal sería que fueran de distinto sexo, eso aumenta las probabilidades de éxito a la hora de la convivencia.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sin valorar)
Nuestros patrocinadores nos ayudan a mantener la calidad de esta página

Responder