Labrador, razones para escoger esta raza

El Labrador o Labrador Retriever es sin dudas el perro ideal para las familias.

Es una raza muy cariñosa y compañera, tiene una conducta tranquila y de servicio.

labradorretriever21.jpg

El Labrador es usado para diferentes fines, desde lazarillo para no videntes a policía en allanamientos antidroga, pasando por terapia en pacientes con problemas psicológicos a rescatista con los bomberos.

El carácter del Labrador es realmente excelente. No son perros agresivos (esto también hay que tenerlo en cuenta si se busca una raza guardiana), no ladran casi nunca y sobre todo, no atacan o muerden a conocidos o extraños.

El Labrador puede tener pelo largo o corto, y según ello dependerá su cuidado y cepillado. Todos presentan una cola con mucho pelaje. También habrá que tener en cuenta que pueden llegar a ser muy obesos. Esto se debe a que les encanta comer y no hacer mucho ejercicio.

Otra de las características de los Labrador, en cuanto a su comportamiento, es que les apasiona el agua. Si hay una piscina o un estanque, no dudarán ni un instante en saltar y mojarse. No les importará si dentro se está bañando alguien, por ejemplo. Es un excelente nadador.

Además, le gusta mucho beber agua del grifo o de un recipiente. Tener cuidado de siempre dejarle cerca, sobre todo en verano.

El Labrador es muy tranquilo, le gusta estar rodeado de gente e interactuar con ellos. Es excelente para estar con familias como mascota. Tiene un carácter muy sociable, siendo de los más populares del mundo.

Algunos ejemplares pueden requerir de bastante ejercicio. Tener en cuenta que son una raza con bastante energía, la cuál debe ser “sacada a relucir” si no se desea que engorden demasiado por la inactividad.

El Labrador es una elección perfecta para una casa con niños o ancianos, así como también con personas que padecen cualquier enfermedad. 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, media: 5,00 de 5)
Nuestros patrocinadores nos ayudan a mantener la calidad de esta página

Responder