Nuevas especies para la acuariofilia

La acuariofilia es uno de los entretenimientos más apasionados del mundo animal. De hecho es uno de los más fantásticos y alucinantes de todos ellos en el cual se crea un vinculo especial entre el ambos protagonistas. 

filia.jpg

La acuariofilia es un hobby en continuo estado de cambio, y quienes hayan mantenido esta pasión durante años habrán podido constatar el continuo flujo de nuevas especies animales y vegetales que acceden a los comercios occidentales a medida que se consigue un mayor perfeccionamiento en las condiciones de mantenimiento. Por ello estar al tanto de las nuevas especies que se van incorporando al catálogo habitual es importante para todos aquellos que tienen pasión por los acuarios.

El campo en el que más se está avanzando en cuanto a la introducción de nuevas especies en la actualidad es de los crustáceos. La fiebre por las gambas, iniciada por las neocaridina heterópoda o red cherry, y que más tarde se ha extendido a un gran número de otras gambas y cangrejos, ha hecho que sea en esta categoría en la que más novedades se vengan exportando en los últimos años.

Y el centro principal de todas ellas no es sino la isla de Sulawesi, en el sureste asiático. En ésta isla existen gran cantidad de lagos con poblaciones endémicas de gambas y caracoles con colores muy llamativos y pautas de comportamiento sumamente interesante, y que hoy en día están en la lista de los deseos de todos los aficionados a los acuarios. Especies como la caridina spongicola, la cardinal sulawesi o la caridina spinata suponen espectaculares ejemplos de esta tendencia, a las que hay que unir algunos moluscos de del género Tiyomelania.

Eso sí, hay que tener en cuenta que el mantenimiento de todas estas especies puede resultar más complicado que el de las gambas más extendidas, y su reproducción aun no es tan generalizada como ocurre con las pequeñas red cherry. Unas condiciones de agua inalterables, una temperatura algo superior a la habitual, superando los 25 grados y un acuario desprovisto casi por completo de vegetación, son los elementos habituales que demandan estas gambitas.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sin valorar)
Nuestros patrocinadores nos ayudan a mantener la calidad de esta página

Responder