San Bernardo, enfermedades y problemas de salud

El San Bernardo es un perro que se caracteriza por su enorme tamaño pero, pese a ello, es un animal muy sano. Su perspectiva de vida, si está bien cuidado, se sitúa sobre los 12 años.

sanbernardo9.jpg

Uno de los problemas más comunes en los San Bernardo es la dilatación gástrica, algo que sucede a muchas razas que tienen gran tamaño, y un tórax profundo.  Esta enfermedad es genética, y se traduce en un exceso de gas en su estómago, lo que provoca que se dilate demasiado.

La dilatación gástrica puede llegar a ser muy seria, por lo que es importante que se tomen algunas precauciones para prevenirla:

•          No dar al perro una dosis demasiado grande de comida

•          Evitar que el perro haga ejercicio inmediatamente después de comer

•          No ponerle agua con la comida

•          Ofrecer al San Bernardo el pienso previamente humedecido

•          Usar peanas para la comida y el agua, que eviten la torsión excesiva del cuello del perro a la hora de comer o beber.

Otra de  las enfermedades hereditarias de los perros de gran tamaño, y de los San Bernardo en particular, es la displasia de cadera. Hay que señalar que es de las más habituales en razas de gran tamaño, y que  consiste en una malformación de la cadera que impide que la cabeza del fémur encaje de manera correcta. Sus principales síntomas son la cojera y los problemas de movilidad e, incluso, la artritis en la articulación afectada.

La  mejor manera de prevenir la displasia de cadera, o al menos sus consecuencias más importantes, es procurar que el perro mantenga su peso adecuado, y que haga el ejercicio necesario para que sus articulaciones no se atrofien.

Además, los perros de la raza San Bernardo también tienen tendencia a sufrir dos enfermedades genéticas en los ojos: el ectropión y el entropión. El ectropión consiste en que el párpado inferior queda demasiado apartado del ojo, lo que puede provocar disfunciones visuales a largo plazo, mientras que el entropión hace que el mismo párpado se tornee hacia el interior, rozando con la córnea. A la larga, provoca irritaciones e, incluso, pequeñas heridas en la capa del ojo.

Finalmente, destacamos que otras de las enfermedades comunes en los perros de la raza San Bernardo son las cardíacas, que se detectan por ciertos síntomas característicos, como la tos, el cansancio, la debilidad, o los desmayos.

De todos modos, hay que tener siempre presente que todas las enfermedades mencionadas en este artículo pueden ser tratadas médicamente. Si quieres que tu  San Bernardo tenga una vida tan sana como sea posible, no dudes en llevarlo a tu veterinario de confianza.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (3 votos, media: 3,00 de 5)
Nuestros patrocinadores nos ayudan a mantener la calidad de esta página

Responder