Shih tzu, consejos para adiestrar

El Shih Tzu es una raza de perro pequeña criada en el Tíbet como perro guardián en los templos. Es un perro con un carácter amable y sociable, que se llevará de maravilla con toda la familia.

shihtzu2.jpg

Su carácter afable y juguetón le convierte en un gran compañero para los niños.

El Shih Tzu es muy dependiente y puede desarrollar ansiedad por separación si pasa mucho tiempo solo. Si eso sucede, puede mostrar un carácter destructivo masticando todo lo que encuentre en la casa.

Esta raza debe tener siempre al alcance algún juguete que pueda masticar, principalmente cuando le dejemos solo. Ese comportamiento también puede manifestarse por falta de ejercicio. Sin embargo,  no es un perro muy energético, y con unos paseos diarios será feliz.

Hay que recordar que prefiere el frío al calor, y necesita siempre tener agua fresca a su disposición.

Es un perro inteligente y se le puede adiestrar fácilmente. No hay que dejarnos engañar por su comportamiento adorable, ya que intentará salirse con la suya haciéndose el simpático y moviendo la cola para que olvidemos que no se ha comportado como esperábamos.

Responde muy bien al refuerzo positivo y obtendremos grandes resultados siempre que mantengamos las sesiones cortas y seamos constantes. Hay que ser muy paciente y no gritarle de repente cuando haga algo mal.

La parte más difícil de adiestrar con un Shih Tzu, como pasa con otros perros pequeños, es que aprenda a hacer sus necesidades donde y cuando queramos. No debemos olvidar que hay que supervisarlo de cerca cuando es cachorro para que no se acostumbre a hacer sus necesidades en nuestra alfombra. Si hace de ello un hábito, nos será muy difícil corregir ese comportamiento. Hay que ser pacientes y constantes y tener en cuenta que su vejiga es muy pequeña, especialmente de cachorros.  Una jaula nos será de mucha ayuda en ese aspecto. 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5,00 de 5)
Nuestros patrocinadores nos ayudan a mantener la calidad de esta página

Responder